Navegación Contenido Actividades en Austria

El arte de encontrarse - Arlberg Hospiz

En realidad, solo es un refugio de montaña . Mucho tiempo atrás ya ofrecía descanso, relajación y protección para el viajero. Al día de hoy eso no ha cambiado. Y sin embargo han cambiado muchas cosas con las personas.

Arlberg Hospiz © Arlberg Hospiz

Con los anfitriones, que fomentan el respeto y un espíritu abierto. Con el personal, que vive la hospitalidad de forma auténtica. Con los visitantes, que no han dudado en permitir este desarrollo. Y de este modo la casa se ha convertido en un oasis de inspiración. El arte de encontrarse – celebrado en el hotel Arlberg Hospiz.

En él la cultura es omnipresente. En las paredes, gracias a la pasión por la cultura de los anfitriones. En el trato con las personas, gracias a la sincera convicción de que la calidad sobresaliente es algo más que un servicio excepcional y unas instalaciones ejemplares. ¡Demos entrada a la generosidad y la clase! Otra obra maestra es la magnífica bodega, con unos tesoros que en esta forma no solo despiertan el entusiasmo de reputados expertos.

El hotel Arlberg Hospiz enseña a ver el mundo con otros ojos, lejos del bullicio. "Un estilo de vida elevado" es una expresión que bien puede entenderse en sentido figurado, a pesar de su ubicación en medio de las tranquilas montañas. Aquí cuerpo y alma llegan a descansar, obsequiando al espíritu el espacio suficiente para desarrollarse.

Emociones y ambiente. En un lugar donde la cultura está presente las veinticuatro horas del día. En todos los escenarios que ofrece el hotel. Creando espacios para vivencias particulares y encuentros personales en un entorno especial.

El punto final es para la hermandad de San Cristóbal, que tiene su sede en el hotel Arlberg Hospiz. Reúne a más de 18.000 miembros y está presente sin grandes aspavientos cuando se requiera para cuestiones caritativas.