Buscar
    • Krampusse on their way through the snowy landscape / Gasteinertal
      media_content.tooltip.skipped

    Costumbres de los doces días posteriores a la Navidad en Austria: una Navidad salvaje

    Desde los Krampus hasta las ramas de Santa Bárbara en flor, en Austria se celebran numerosas costumbres místicas en el período comprendido entre la Navidad y el cambio de año.

    • Culto e historia. Si bien San Nicolás se remonta claramente a una imagen cristiana, San Nicolás de Mira, el origen del Krampus es en gran parte desconocido. Pero, aparentemente, incluso los celtas habrían intentado oponerse al inicio del invierno con espantosos rostros, cuernos y pieles, de forma similar a los Perchta, que se suponía que debían ahuyentar el invierno. Los griegos también conocían criaturas con cuernos y patas de cabra, como los sátiros del culto a Dionisos. El archivero y experto en costumbres de Bad Hofgastein, Horst Wierer, sitúa la primera referencia escrita a los Krampus en los escritos de San Agustín, considerado como uno de los Padres de la Iglesia, alrededor del año 400 d.C. Escribe que por la época de la Epifanía (día de Reyes), unos jóvenes envueltos en pieles deambulaban rugiendo por las calles. Según Agustín, esta costumbre no cristiana debía ser erradicada.

    • La costumbre de los Krampus sigue viva. En muchas regiones rurales de Austria, la costumbre de los Krampus sigue viva a día de hoy. Se celebra el 5 de diciembre, la víspera del día de San Nicolás. Una de las formas más primitivas del desfile de los Krampus tiene lugar en el valle de Gastein. Cada uno de los Krampus de los aproximadamente 100 "Passen" (grupos de Krampus) del valle utiliza una máscara tallada artesanalmente con madera de pino. Los cuernos y las pieles proceden de machos cabríos y carneros de ganaderos locales. Como en otros lugares, esta criatura peluda se mueve acompañando a San Nicolás. Sin embargo, el Krampus del valle de Gastein no encarna el mal, sino que lo ahuyenta. Durante el llamado "Rempeln", estos toscos personajes intentan derribarse unos a otros utilizando únicamente los hombros, lo que pretende simbolizar el triunfo sobre el mal.

     / Lech at Arlberg
    media_content.tooltip.skipped

    La costumbre de los doces días posteriores a la Navidad

    Un misterioso cambio de año

    Las costumbres que rodean los doce días posteriores a la Navidad también son místicas. Son las noches comprendidas entre Navidad y el 6 de enero, cuyo número varía entre tres y doce según la región. En algunas zonas, la "Losen" (noche de los oráculos) tiene lugar la noche de Santo Tomás el Apóstol, la noche más larga del año del 20 al 21 de diciembre.

    "Losen" en dialecto significa escuchar. En esta costumbre, se quiere aprender algo sobre el futuro escuchando atentamente. Algunas personas se encuentran en una encrucijada y escuchan. Interpretar los sonidos no es fácil, pero por ejemplo, si escuchas un canto feliz, indica que habrá una boda de forma inminente. El sonido de una sierra, en cambio, anuncia una muerte inminente.

    Fumigate during christmas time
    media_content.tooltip.skipped

    El humo contra la "cacería salvaje"

    Una fragante costumbre invernal

    Los doce días posteriores a la Navidad se conocen como Rauhnacht, noche del humo, en alemán y probablemente tienen su origen etimológico en el humo. Y, de hecho, el humo sigue siendo la costumbre pagana más extendida en invierno, sobre todo en las zonas rurales. Al menos una noche entre Navidad y el día de Reyes en enero, se ahúman la casa y los establos.

    Preferiblemente con incienso para proteger a los animales de la mala influencia de los doce días posteriores a la Navidad, porque se cree que a medianoche los animales deberían poder hablar el lenguaje humano y hablarnos sobre el futuro. Suena tentador, pero uno no debe escuchar a los animales, de lo contrario, estará condenado a la muerte, según la creencia popular. Para evitar lo peor, la gente no solo ahúma, sino que también traga pequeños trozos de papel, en su mayoría con imágenes de la Virgen María.

    • ¿Quién le teme a la "cacería salvaje"? Durante mucho tiempo, los doce días posteriores a la Navidad se consideraron amenazantes y peligrosos. Esto se debe a las tradiciones de la mitología germánica, según la cual se dice que durante dichos días se produce la "cacería salvaje": toda una hueste de demonios que vuelan de manera frenética por el aire y traen consigo la desgracia. A día de hoy, en muchas regiones de Austria, persiste la creencia de que no se debe tender la ropa entre Navidad y Año Nuevo porque la cacería salvaje podría quedar atrapada en la ropa.

    • No menos temido es el "Habergoaß", un demonio parecido a una cabra, que generalmente se representa con un capazo en los desfiles de los Perchta de la región de Salzburgo. Se dice que a esta criatura con cuernos le gusta llevarse a los niños consigo.

      Las ramas traen buena suerte. Por supuesto, la época navideña no es solo una época de terror, también hay bonitas costumbres paganas: el muérdago no es solo el ingrediente básico de la poción mágica de los cómics de Astérix. También era un símbolo de la suerte en la mitología germánica.

    • Por eso se cuelga muérdago debajo del marco de la puerta en Navidad. Aquí es exactamente donde a las parejas les gusta besarse para evocar un futuro prometedor juntos.

      Ramas florecientes de la suerte. El 4 de diciembre, el día de Santa Bárbara, se cortan ramas de árboles frutales y se colocan en un jarrón. Si todas las "ramas de Bárbara" florecen en Nochebuena, es un augurio de buena suerte para el próximo año. 

    •                         Barbara branches
      media_content.tooltip.skipped
    •                         Themed hike with smoking in Altenmarkt-Zauchensee
      media_content.tooltip.skipped
    •                         Barbara branches
      media_content.tooltip.skipped
    •                         Chicken in the barn
      media_content.tooltip.skipped
    Santa Claus and Krampus at the Salzburg Christmas Market
    media_content.tooltip.skipped

    Krampus, San Nicolás y los "niños buenos"

    La Austria mística

    En torno a la Navidad, no solo se celebra el nacimiento del niño Jesús, sino que también se practican numerosas costumbres paganas que, a veces, pueden ser bastante aterradoras.

    Cuando Christoph Waltz habló sobre los Krampus en el Show de Jimmy Fallon en 2014, el público estadounidense no daba crédito. Incrédulo, escuchó que durante la apacible época de Adviento de Austria, una figura del diablo enmascarado, vestida con pieles, paseaba y amenazaba a los niños con una vara. Pero no es tan malo como parece. Al fin y al cabo, el Krampus es el compañero del universalmente popular San Nicolás, que el 6 de diciembre regala dulces y nueces a los "niños buenos".

    También te pueden interesar estas otras historias culturales del invierno:

    •                 Snow globe Snowman
      media_content.tooltip.skipped

      Nieve en una bola

      La famosa bola de nieve procede de Austria. Visitamos la fábrica artesanal de bolas de nieve original de Viena de la familia Perzy.

      Bola de nieve vienesa
    •                 Skier, Alfons Walde
      media_content.tooltip.skipped

      Alfons Walde y la estación de esquí Kitzbühel

      Kitzbühel, un lugar conocido mundialmente por los deportes de invierno, aunque el nombre de un artista también está asociado a este lugar: Alfons Walde, el pintor de la nieve.

      Descubrir más
    media_content.tooltip.skipped