Buscar
    • in the forest
      media_content.tooltip.skipped

    El bosque hace maravillas: la naturaleza como fuente de energía

    El bosque como espacio de bienestar y lentitud: el olor de la tierra fresca, el verde, el silencio. Los estímulos sensoriales de la naturaleza tienen un efecto relajante en el cuerpo y curativo en el alma. Pero, ¿por qué nos sentimos tan atraídos por la naturaleza?

    Walser Omgang
    media_content.tooltip.skipped

    ¡Respire ligereza!

    La naturaleza reconforta el alma

    Respire la alegría de vivir, exhale su día a día, respire la ligereza. Las personas que aman el bosque conocen muy bien este ritmo vigorizante... Parece como si los árboles nos regalaran, una bocanada de aire tras otra, la paz que perdemos cumpliendo plazos y mirando el móvil. Con los árboles ocurre exactamente lo contrario: absorben dióxido de carbono, desprenden oxígeno convirtiéndose en los purificadores de aire perfectos y, al mismo tiempo, aunque muchos no lo saben, son verdaderos "curanderos milagrosos". 

    Al fin y al cabo, hace mucho tiempo que las investigaciones han confirmado las propiedades medicinales del bosque: el aire del bosque contiene sustancias vegetales que ejercen un efecto positivo en el cuerpo humano. Todos los amantes del bosque están más que familiarizados con esta sensación: entre bosques, prados, lagos y arroyos, la mayoría de las preocupaciones se desvanecen literalmente en el aire. La naturaleza nos da fuerzas a modo de fuente de energía de confianza. 

    • Pero, ¿por qué nos resulta tan fácil recargar las pilas en la naturaleza? ¿Por qué un paseo por el bosque tiene un efecto tan mágico en nuestra alma? ¿Y cómo explica la ciencia esta atracción por la naturaleza? 

      La primera vez que respiramos hondo es particularmente liberador: según la época del año, nos llegan a la nariz diferentes aromas, desde tierra húmeda en primavera y resina en verano hasta hojas especiadas en otoño y "aire fresco con olor a nieve" en invierno. Es la interacción de todos los sentidos lo que nos estimula de forma tan reconfortante cuando nos encontramos al aire libre. Una sensación completamente diferente a cuando estamos delante del ordenador, donde ciertos sentidos permanecen adormecidos. En cambio, dos o tres horas en el bosque provocan un aumento del cincuenta por ciento de las "células asesinas" naturales de nuestro sistema inmunitario que protegen al cuerpo de los cambios perjudiciales para la salud. Así lo han confirmado unos estudios científicos que también hicieron populares en Austria los "baños de bosque" entre musgo, cantos de pájaros y copas de árboles.

    • Respire profundamente en el bosque para lograr la desaceleración más pura: se reducen las hormonas del estrés, se fortalece el sistema inmunológico, se reduce la presión arterial y se activa el sistema nervioso parasimpático, apodado como el "nervio de la calma" que se encarga de nuestra regeneración. Lo que parece un diagnóstico médico se fundamenta en unos sólidos cimientos, como explica el Dr. Erwin Thoma: "Los seres humanos funcionamos con el software que necesitábamos en la Edad de Piedra. Así podemos movilizarnos de cero a cien. El sistema límbico en el cerebro es responsable de esto, no puede ser influenciado y se encuentra profundamente integrado en el subconsciente. Es por este motivo que permanecer en el bosque es tan relajante: el subconsciente reconoce la naturaleza como la fuente de la relajación más profunda". Y en Austria, los bosques, las cascadas, los lagos y las montañas se alinean como fértiles paisajes culturales y naturales.

      La comprensión del bosque. El currículo del Dr. Erwin Thoma abarca desde su vida anterior como guarda forestal hasta la ciencia y producción de casas de madera en la actualidad.

    • Como director de un centro de investigación y empresario en Goldegg, en la región de Salzburgo, transmite su experiencia con la madera en sus libros. Se trata de alguien que se ha preocupado mucho por conocer los efectos beneficiosos de la naturaleza en las personas: "Las personas que viven en un mundo superurbanizado, a menudo no tienen forma de liberarse de todas las sobrecargas, como la contaminación lumínica o acústica". La respuesta a todo esto es relajarse en la naturaleza, idealmente en el bosque: la pureza del aire y el silencio son puro bálsamo para las personas estresadas. "Pero, sobre todo, las sustancias bioquímicas que los árboles intercambian entre ellos son un verdadero elixir de vida para nosotros", afirma el Dr. Thoma.

      Estos mensajeros químicos se segregan, por ejemplo, para protegerse de plagas, hongos y bacterias. Al caminar por el bosque, absorbemos estas sustancias, los llamados terpenos, a través de nuestra respiración o de la piel. Todos los que aman el bosque conocen muy bien ese efecto: una sensación de bienestar situado entre las sensaciones, la serenidad y la vitalidad.

    "Los seres humanos funcionamos con el software que necesitábamos en la Edad de Piedra. Es por este motivo que permanecer en la naturaleza es tan relajante: el subconsciente reconoce la naturaleza como la fuente de relajación más profunda".

    Erwin Thoma
    media_content.tooltip.skipped
    Dr. Erwin Thoma - autor y pionero en madera natural

    El ser humano necesita el bosque: 6 consejos para unas horas de paz

    •                 Pflanzenbestimmung, Wandern im Wald
      media_content.tooltip.skipped

      La Estiria repleta de bosques

      Humedales al sur y bosques de pinos y alerces a 2000 metros de altitud.

      Más información
    •                 Pond Bruneiteich Heidenreichstein, Waldviertel region
      media_content.tooltip.skipped

      El místico Waldviertel

      Lugares de energía, cascadas, paisajes pantanosos y bosques casi infinitos.

      Más información
    •                 Hop field, Upper Austria
      media_content.tooltip.skipped

      La Selva de Bohemia en la región de Mühlviertel

      Un silencio mágico en la "zona de recreo" de la Alta Austria.

      Más información
    •                 Bezau in Bregenzerwald
      media_content.tooltip.skipped

      Bregenzerwald, la región de la madera

      Mezcla de tradición y modernidad en la arquitectura de madera; escenarios naturales idílicos desde todas las perspectivas.

      Más información
    •                 Hike through the Rohntal and Tortal
      media_content.tooltip.skipped

      Silberregion Karwendel

      2200 arces en lo alto de un valle en el macizo de Karwendel en el Tirol.

      Más información
    •                 Summer in the Lungau region / Salzburger Lungau
      media_content.tooltip.skipped

      Lungau en la región de Salzburgo

      Desacelerar conscientemente y recargar energía con un 50 % de bosque.

      Más información

    "¿Por qué la gente se siente tan cómoda en las casas de madera? El sistema límbico percibe la madera y piensa: ¡aquí puedo entrar en un estado de relajación profunda!"

    Erwin Thoma
    media_content.tooltip.skipped
    Dr. Erwin Thoma - autor y pionero en madera natural
    media_content.tooltip.skipped